Esta semana en Bon voyage, junto a Maximiliano Mazza, os presento un plan de viaje perfecto para desconectar, divertirse, y sobre todo, deleitarse con uno de los mejores lugares del mundo para ir de compras y esquiar. Sí, esta semana nos vamos a Suiza con Bon voyage. Me apetecía algo diferente, una mezcla, me encantan los ?city break? pero esta vez quería que fuese especial, y vaya si lo fue, Suiza fue toda una sorpresa para mí, un lugar donde me sentí como pez en el agua.
La primera parada del viaje fue Zúrich. Llegar hasta esta preciosa ciudad es muy sencillo gracias a las numerosas frecuencias de vuelo, y sin encalas, de Swiss Airlines. Mi vuelo fue desde Barcelona y en menos de 2 horas aterricé en Zúrich. Un lujo.
Llegar desde el aeropuerto al centro de la ciudad no puede ser más sencillo. Un tren te acerca en aproximadamente 15 minutos hasta la Estación Central, al lado de la Bahnhofstrasse, de la que más tarde hablaremos. Perfecta para disfrutar durante cualquier época del año, Zúrich es una ciudad ideal para pasear, descubrir, ir de compras y, toda una sorpresa para mí, comer de lujo. Cierto es que no es una ciudad barata, la ciudad de los bancos se congratula de poseer la tercera calle comercial más cara por metro cuadrado por detrás de la Quinta Avenida, pero Zúrich también ofrece otra cara más económica y muy chic, donde vivir la auténtica ciudad.
Por su situación y su excelente relación calidad-precio, me alojé en el Hotel Seidenhof, un cuatro estrellas perfectamente ubicado en el centro de la ciudad, al lado de la zona comercial y de la Bahnhofstrasse, la calle más importante de Zúrich. También encontrarás a 5 minutos la Estación Central y varias paradas del tranvía que recorre la ciudad. El hotel, por supuesto, cuenta con todo tipo de servicios; ¿lo mejor? además de su ubicación? ¡sus deliciosos desayunos llenos de ricos dulces suizos!
¿Qué visitar en Zúrich?
Zúrich es la típica ciudad museo. No te preocupes por no tener tiempo para verlo todo, es una ciudad pequeña y tremendamente fácil de recorrer a pie, por lo que pasear por sus aceras es un verdadero placer. Relájate y disfruta del paisaje. Aquí van algunos tips de ?paradas? imprescindibles en tu viaje a Zúrich:
? Un paseo por el casco antiguo: El pasado y el presente de la ciudad se mezclan con las numerosas lenguas en las que oirás hablar a los guías y visitantes que encuentres en tu camino. Como una ciudad de cuento, te encantará la selección de edificios y los ricos testimonios impresos en algunos de los rincones de este casco antiguo, como la casa donde vivió Lenin y donde cuentan se germinó la revolución.
? Quarter Zúrich-West: Fiel a mi costumbre de mostraros informaciones que no suelen aparecer en las guías de viaje, el distrito que una vez fue testigo de la revolución industrial es hoy un centro de relevancia de la gastronomía, arte, diseño, danza, cultura, compras y arquitectura. Los angostos polígonos industriales y sus fábricas han dejado paso a espectaculares viviendas de diseño así como a espacios de los que las mentes creativas han hecho un buen uso. La ciudad de Zurich cuenta su propio y único West Side Story.
Shopping, ¿qué comprar en Zúrich?
- Merkur Chocolaterie, Bahnhofstrasse 106. Elegante y refinada, la tienda muestra el arte consumado de la chocolatería suiza. Su selección de productos incluye especialidades hechas a mano, las mejores marcas de chocolate y regalos originales, todo en el centro de la ciudad de Zúrich.
? Freitag Shop, Geroldstrasse 17. Se trata de la tienda que hace furor, no sólo en Zúrich, sino en el resto del mundo. Los productos se venden como churros y la tienda es espectacular: Diecisiete contenedores de mercancías, apilados uno encima del otro, hasta 26 metros sobre el suelo situados en el distrito de moda de Zúrich-West. Aquí, sus productos estrella, 1.600 bolsas diseñadas de forma individual, con material reciclado (utilizan las lonas de los camiones para transformarlas en objetos absolutamente únicos modernos, funcionales, impermeables y resistentes. Lo dicho, un must.
-The Schweizer Heimatwerk Cooperative, Uraniastrasse 1. Particularmente me encantaron sus objetos de decoración, pura artesanía suiza. Una monada.
¿Dónde comer en Zúrich?
- Restaurante Adler?s Swiss Chuchi , Rosengasse 10. Perfecto para degustar platos típicos de la gastronomía tradicional suiza como la fondue o el Rosti crujiente.
? Restaurante Zeughauskeller, 28 bis, Bahnhofstrasse. Te encantará su construcción, que data de 1487. Muchas curiosidades hay en este restaurante que presenta su carta en 8 idiomas. Comida y precios muy razonables.
? Zunfthaus Restaurant zur Waag, Münsterhof 8. Situado en pleno centro de Zúrich, en la plaza del Ayuntamiento. Un lugar con mucho estilo donde ver y ser visto. Aprovecha para ponerte tus tacones más espectaculares.
? Restautante Reithalle, Gessnerallee 8. Anteriormente fue una escuela de equitación militar y actualmente este complejo alberga, entre otras cosas, un bar y un restaurante. Ambiente muy joven y distendido.
? Restaurant Hiltl, Sihlstrasse 28. ¡Mi preferido! Se trata de uno de los restaurantes vegetarianos más antiguos de Europa. Y hoy, recientemente renovado, es uno de los lugares más cool de Zúrich. Puedes encontrar un delicioso buffet o menú a la carta con platos súper originales con ligera influencia asiática. ¡Te encantará!